Los efectos beneficiosos que la carnitina puede tener en la salud cardiovascular deberías ser interesante para todo el mundo, pero especialmente para aquellos con riesgo de una enfermedad coronaria. Es una sustancia esencial para que tu cuerpo mantenga tu corazón latiendo. Investigadores médicos han descubierto una asociación entre niveles bajos en los músculos del corazón y su fallo. Por tanto, se sospecha que niveles bajos puede ser un factor de riesgo de cara a los ataques de corazón en algunas personas. Además de estos beneficios para tu corazón, la l-carnitina también puede mejorar la presión sanguínea y los niveles de colesterol “bueno”, mientras baja los del colesterol “malo”. Esto, pues, también reducirá los riesgos de una enfermedad relacionada.

Así que si quieres un corazón más sano, si te estás recuperando de problemas de corazón, o si simplemente quieres reducir las posibilidades de desarrollar esos problemas, la siguiente información te ofrecerá varios datos esenciales que deberías tener en cuenta. Continúa leyendo para saber cómo la carnitina puede ayudarte a tener un corazón joven.

La carnitina te ayuda a mantener un corazón sano

Tu sistema cardiovascular

Antes de adentrarnos en el uso de la carnitina en la salud cardiovascular, es una buena idea aprender un poco sobre el sistema cardiovascular. El sistema cardiovascular está formado por el corazón y los vasos sanguíneos, que son las arterias, las venas y los capilares. La sangre enriquecida con oxígeno circula desde los pulmones al corazón para ir luego a otras parte del cuerpo a través de las arterias y entregar así el oxígeno a cada célula viva. Después, la sangre desoxigenado junto con los otros productos de desecho del metabolismo, como el dióxido de carbono, que se desplaza a través de las venas de regreso al corazón, que bombea la sangre carente de oxígeno de vuelta a los pulmones.

En los pulmones, la sangre se enriquece de nuevo con oxígeno. Al mismo tiempo, el dióxido de carbono se elimina de la sangre y es expulsado del cuerpo. La sangre oxigenada viaja otra vez al corazón a través de la vena pulmonar. Este proceso se mantiene de manera constante durante toda la vida.

Como comprar l carnitina

El desarrollo de la arteriosclerosis, caracterizada por el endurecimiento de las arterias, puede comprometer la función del sistema cardiovascular. En particular, un tipo concreto de arteriosclerosis, llamado atherosclerosis, es caracterizado por la formación de lesiones arteriales que comienzan con la formación de placa y que, tarde o temprano, causa el espesamiento de los vasos sanguíneos. Esta condición restringe y hasta puede obstruir el flujo de sangre al corazón y otras partes del cuerpo. La restricción o la obstrucción de los vasos sanguíneos que suministran la sangre al corazón pueden causar una falta de suministro de oxígeno al corazón. Ya que el corazón confía en su suministro de oxígeno para generar la energía para las contracciones del músculo, una disminución en su suministro de sangre puede causar la angina de pecho. Si el flujo de sangre al corazón se hace muy restringido o se bloquea nos puede llegar a causa un infarto. Varias investigaciones clínicas revelan una relación inversa entre los niveles de carnitina en el corazón y el paro cardíaco. La carnitina también puede proteger al cuerpo de una reducción en la presión sanguínea al corazón, lo que puede provocar una mal función coronaria.

La L carnitina y el corazón

Las personas que padecen isquemia miocárdica (una disminución del flujo de sangre al corazón) y que sufren los dolores de pecho como resultado pueden beneficiarse de los suplementos de l carnitina. Con ellos, estas personas experimentarán una disminución del dolor y una mejora de la tolerancia al ejercicio. También ha demotrado ser eficiente para las personas con claudicación intermitente, una enfermedad caracterizada por dolor en las piernas debido a la falta de flujo de sangre a los músculos de estas, y mejorará su capacidad para caminar.

Un estudio de investigación llevado a cabo por el doctor R. B. Singh y sus colaboradores determinó los beneficios cuantificables derivados del uso de la l-carnitina en dosis de dos gramos por día durante veintiocho días en los sujetos de estudio. El estudio se realizó utilizando 101 personas que fueron diagnosticadas con riesgo de infarto miocardio o ataque al corazón. A los sujetos se les aplicó una dosis de dos gramos de l-carnitina o de placebo cada día. Tras veintiocho días, los investigadores encontraron una reducción del tamaño del infarto en el grupo de la carnitina, entendiendo como infarto el área de las células dañadas o muertas como resultado de una disminución o falta de oxígeno en los tejidos debido a un flujo sanguíneo restringido o bloqueado. El grupo de la carnitina también experimentó una reducción en la angina de pecho, arritmia y reinfarto no fatal. Es importante anotar también que no hubo efectos secundarios informados por el consumo de carnitina.

La carnitina protege tu sistema cardiovascular

Protege tu sistema cardiovascular

En otro estudio realizado por P. Davini y sus compañeros de trabajo, se examinaron los efectos de 4 gramos al día de l-carnitina en personas con diagnóstico de infarto de miocardio. En dicho estudio, ochenta y una personas recibieron carnitina durante un año mientras recibían terapia y medicamentos rutinarios. En comparación con los sujetos de control que no recibieron suplementación, el grupo que sí tomaba mostró una mejora en la frecuencia cardíaca, la calidad de vida y la esperanza de vida.

Los estudios también muestran que puede mejorar la tolerancia al ejercicio y la función del corazón en personas con función cardiovascular deteriorada. Varios estudios han demostrado, además, que puede aumentar la tolerancia al ejercicio y la función del corazón en las personas con problemas relacionados. Estas mejoras se pueden notar tras tan solo cuatro semanas de uso complementario.

Tomar la cantidad correcta es clave para poder obtener los beneficios descritos en los estudios científicos. Para propósitos nutricionales o como parte de un programa cardiovascular de bienestar, es suficiente con una dosis de 500 – 1500 mg de L-carnitina al día. Incluso niveles más bajos de 100-500 mg también pueden ser útiles si se toma de manera regular. Lo más indicado sería comprobar los niveles actuales para poder decidir cuál es la dosis necesaria.

Carnitina. El suplemento perfecto de una vida sana

Carnitina. El suplemento perfecto de una vida sana

Si sufres alguna enfermedad cardiovascular o estás en riesgo de padecerla, consulta a tu médico y coméntale que estás interesado en el uso de la carnitina y otros suplementos como parte de tu plan nutricional. Las dosis terapéuticas utilizadas en los estudios clínicos que reportan mayores beneficios van de 2 a 4 gramos de L-Carnitina por día. Recuerda que no funciona como sustituto de terapia o uso de medicamentos terapéuticos, así que siempre es recomendable consultar con tu médico antes de tomar ninguna decisión por tu cuenta.

Para acabar, cabe resaltar también que no hay medicación o suplementación que sustituya los efectos beneficios para la salud de seguir una dieta adecuada y equilibrada. El mantenimiento de un peso corporal adecuado y seguir un programa de ejercicio regular son factores clave para tener una buena salud cardiovascular.

Comprar la mejor carnitina y aprovecha sus beneficios